Técnicas para tejer a crochet: Aprende a aumentar y disminuir puntos

¿Te encanta tejer a crochet pero te gustaría llevar tus proyectos al siguiente nivel? Una de las habilidades clave que todo tejedor a crochet debe dominar es la capacidad de aumentar y disminuir puntos. Estas técnicas te permitirán crear diferentes formas y tamaños en tus proyectos, agregando profundidad y detalle. En este artículo, te ofreceremos una guía completa sobre cómo aumentar y disminuir puntos en tus proyectos de tejido a crochet.

Aumentando puntos

Al aumentar puntos, estarás agregando más puntos de crochet en una misma fila, lo que resulta en la expansión de tu proyecto. Existen varias técnicas que puedes utilizar para aumentar puntos, dependiendo del resultado que busques. A continuación, te presentaremos algunas de las técnicas más comunes:

  • Aumento simple: Esta técnica consiste en trabajar dos puntos en un mismo punto de la fila anterior. Para hacerlo, tejes un punto como lo harías normalmente y luego tejes otro punto en el mismo espacio. Esto creará dos puntos en lugar de uno y, gradualmente, incrementará el número de puntos en tu proyecto.
  • Aumento doble: Similar al aumento simple, en este caso tejerás tres puntos en un mismo punto de la fila anterior. Esta técnica se utiliza cuando quieres aumentar más rápidamente la cantidad de puntos en tu proyecto.
  • Aumento invisible: Esta técnica es ideal cuando deseas que el aumento sea lo más discreto posible. Para hacerlo, insertarás la aguja en el hilo de la fila anterior, crearás un bucle y lo tejerás junto con el punto de la fila actual.

Estas son solo algunas de las técnicas de aumento que puedes utilizar. Experimenta con ellas y descubre cuál se adapta mejor a tus proyectos.

Disminuyendo puntos

Por otro lado, al disminuir puntos, estarás eliminando puntos de crochet en una misma fila, lo que resultará en una reducción de tamaño o forma en tu proyecto. Aquí te presentamos algunas técnicas para disminuir puntos:

  • Punto bajo disminuido: Comienza el punto como lo harías normalmente, insertando la aguja en el punto de la fila anterior y tomando un bucle. Sin embargo, en lugar de hacer el bucle en el siguiente punto, inserta la aguja en el siguiente punto de la fila anterior y toma otro bucle. Finalmente, cierra los bucles como lo harías normalmente.
  • Punto medio disminuido: Al igual que en el punto bajo disminuido, inserta la aguja en el punto de la fila anterior y toma un bucle. Luego, inserta la aguja en el siguiente punto de la fila anterior y toma otro bucle. Finalmente, cierra los bucles.
  • Punto alto disminuido: Inserta la aguja en el punto de la fila anterior y toma un bucle. Luego, inserta la aguja en el siguiente punto de la fila anterior y toma otro bucle. Repite este proceso dos veces más, tomando un bucle en cada punto.

Al dominar estas técnicas de disminución, podrás crear proyectos con diferentes formas y contornos.

Aplicando las técnicas

Una vez que hayas aprendido las técnicas de aumento y disminución de puntos, estarás listo para aplicarlas en tus proyectos de tejido a crochet. Por ejemplo, podrías utilizar la técnica de aumento para crear una forma redonda o aumentar gradualmente la longitud de un proyecto. Por otro lado, la técnica de disminución te permitirá dar forma a tu proyecto, creando ángulos o reduciendo el tamaño de una pieza.

Recuerda que la práctica es esencial para dominar estas técnicas. No dudes en experimentar y probar diferentes combinaciones y patrones. ¡Diviértete y deja volar tu creatividad!

Conclusión

Aumentar y disminuir puntos son técnicas fundamentales en el tejido a crochet que te permitirán crear proyectos más interesantes y variados. Dominar estas habilidades ampliará tus posibilidades como tejedor y te permitirá llevar tus proyectos al siguiente nivel. Esperamos que este artículo te haya sido útil y te anime a explorar más técnicas en el tejido a crochet. Disfruta de tu nueva destreza y sigue creando hermosas piezas de crochet.

Para más información sobre el tejido a crochet, visita nuestras páginas de categoría: