Puntada al rabillo

La puntada al rabillo es una técnica de costura utilizada para unir dos o más capas de tela de manera invisible en el lado derecho. Esta puntada es ideal para lograr acabados limpios y duraderos en prendas de vestir, accesorios y proyectos de costura. A continuación, se proporciona una definición detallada y un ejemplo de cómo utilizar esta técnica.

Definición

La puntada al rabillo es una técnica de costura que se utiliza para unir dos o más capas de tela, asegurando un acabado limpio y duradero. Esta puntada se caracteriza por ser invisible en el lado derecho de la tela, ya que los hilos solo se ven en el revés. Se utiliza comúnmente en prendas de vestir, accesorios y proyectos de costura donde se desee un acabado profesional.

Ejemplo

Supongamos que estás cosiendo una falda y necesitas unir la cintura a la falda. Para lograr un acabado limpio y discreto, decides utilizar la puntada al rabillo. Colocas las dos piezas de tela con los lados derechos juntos y utilizando hilos del mismo color de la tela, comienzas a coser a lo largo del borde, escondiendo los puntos en el revés de la tela. La puntada al rabillo permitirá que la unión sea invisible en el lado derecho de la falda, logrando un acabado profesional y de alta calidad.